Mario Negri: “Hace un año le pedimos al Presidente que sea el comandante de la crisis, hoy preguntamos dónde está el piloto”

Compartir:

El presidente del interbloque de diputados de Juntos por el Cambio, Mario Negri, adelantó en el recinto su apoyo al proyecto de ley que modifica el impuesto a las Ganancias, aunque también ratificó las observaciones principales que se hicieron desde el interbloque a la iniciativa del oficialismo.


“Para nosotros no haber abordado la actualización del mínimo no imponible es negativo. También tiene consecuencias negativas el achatamiento de la pirámide ya que quien pague el impuesto entrará pagando las escalas más altas. Y por último creemos que es negativo que hayan quedado excluidos los autónomos”, dijo Negri.


“En 2016 el mínimo no imponible era 13.000 pesos y por una ley de Cambiemos pasó a 43.000 y se modificaron las escalas. De ese modo se recuperó algo de la progresividad”, recordó Negri. El diputado radical alertó sobre el efecto “parche” de la iniciativa legislativa del oficialismo. “Lo que es un beneficio hoy para algunos sectores de la clase media, en poco tiempo, con una o dos paritarias, volverá a como está ahora o incluso podría sumar nuevos contribuyentes. Esto es a causa del proceso inflacionario que vemos fuera de control”.


Tras referirse al proyecto de ley en consideración, Negri se metió de lleno a criticar la política económica del Gobierno. “Argentina es uno de los países en los que los contribuyentes pagan la alícuota de Ganancias máxima por parte de los trabajadores con salarios menores. Argentina es un infierno tributario. Se incineran las empresas y los trabajadores y por eso no vienen inversiones. Se han creado 16 impuestos, casi uno por mes en lo que va del mandato del Frente de Todos. Para nosotros esto es malo, porque estamos en pandemia y los países bajan presión tributaria para que haya más trabajo. En nuestro criterio, se equivocó el gobierno con la cuarentena casi eterna que afectó demasiado a la economía. La media de la caída en el mundo de la actividad económica es del 3 por ciento y nosotros caímos 10 por ciento. Sumamos un millón más de desocupados”.


“El problema hay que resolverlo, no se hacen más progresista con gritos. Si no hay empresas, no hay trabajo y entonces la gente no vive del salario, vive de la asistencia. Es el trabajo lo que dignifica”, agregó Negri.
“Estamos preocupados, no vemos rumbo en el Gobierno. Es errático en todos los terrenos, desconcierta a los argentinos. La Argentina es un enigma indescifrable para los interlocutores del ministro de Economía que negocia en Estados Unidos mientras acá había una opinión distinta. El país es indescifrable en Naciones Unidas, es indescifrable para nuestros socios del Mercosur”.


“Somos un barco sin rumbo que en cualquier momento choca. Estamos viendo caprichos, hay personalidades inestables, coléricas, que nos gritan a nosotros, que gestionan mal, que expropian hoy y mañana no, que suben retenciones y mañana no. Que ignoran la convivencia”.


“Se ha hecho del emparche y la improvisación un sistema de gobierno. En más de 20 horas de debate acá nadie del oficialismo nombró al Presidente”.
“Cuando ingresó el coronavirus al país, nos pusimos a disposición. Nos paramos a su lado. Frente a la peste le dije al Presidente que era el comandante, que estábamos para ayudar. Nunca nos quiso atender, nos despreció y nos trató de enemigos. Si fuera hoy a la Casa de Gobierno, aunque dudo que nos inviten, iría con un solo interrogante. Le diría al Presidente que los argentinos queremos saber dónde está el piloto”, finalizó Negri.

Compartir: