Fabio Quetglas / Proyecto para promover el cambio de vehículos convencionales por eléctricos y a hidrógeno

0
88

La iniciativa contempla el recambio y modernización de la flota vehicular convencional, pública y privada, para el transporte de personas y mercancías. Para el año 2050 se estima que habrá más de 200 millones de autos eléctricos circulando en América Latina. A nivel mundial, este año se vendieron más de 1 millón de unidades de esta clase de vehículos.

 

Hoy se presentó en la Cámara de Diputados el proyecto de Ley de Promoción de la Movilidad Sustentable, iniciativa impulsada por el Diputado Juan Carlos Villalonga y que cuenta con las firmas de los legisladores José Cano –presidente de la Comisión de Transporte-, Fabio Quetglas, Alejandro Echegaray, Josefina Mendoza, Facundo Suarez Lastra, Fernando Iglesias, Federico Zamarbide, Brenda Austin, Jose Luis Riccardo y Julio Sahad.

La Ley establece un régimen de promoción de la movilidad sustentable, para el recambio y modernización de la flota vehicular convencional, pública y privada, para el transporte de personas y mercancías, mediante vehículos impulsados por motor eléctrico, a hidrógeno, o híbridos. También contempla la elaboración de un Plan Estratégico Nacional de Movilidad Sustentable acorde a los compromisos asumidos en el Acuerdo de París sobre Cambio Climático, con metas de recambio y modernización de la flota vehicular y declara de interés nacional la política de reducción de emisiones de gases contaminantes y de efecto invernadero derivados del transporte automotor terrestre.

Al respecto de la norma, el Diputado Quetglas afirmó: “La movilidad es un derecho y es una obligación pública de primer orden concebirla de manera sostenible en términos ambientales y de la salud, inclusiva y accesible. Es necesario alinear respuestas técnicas, socio urbanas y culturales para poder garantizar ese derecho”.

Las ventas mundiales de vehículos eléctricos crecen constantemente –incluyendo los híbridos enchufables y a celda de combustible- y superaron el millón de unidades en el año 2017.  Las proyecciones indican que la flota vehicular en América Latina y el Caribe puede superar los 200 millones de unidades en el año 2050.

En el mercado global, las principales automotrices ya tienen objetivos de electrificación de su flota para 2030 y 2050, porque el propósito fundamental es la reducción de emisiones de CO2 en los vehículos que produzcan y comercialicen.

Los sistemas de movilidad actuales en nuestra región tienen una fuerte dependencia de los combustibles fósiles y generan un impacto considerable en las emisiones de gases de efecto invernadero y en la salud pública– a causa de la exposición a contaminantes del aire y la emisión de ruido de los motores de combustión interna. En Latinoamérica y el Caribe, según el “Informe MOVE 2018 sobre Movilidad Eléctrica” de ONU Medio Ambiente, se estima que el sector transporte es responsable de un 19% de las emisiones de CO2 en la región.

A lo largo del año pasado se realizaron en la Comisión de Transportes, presidida por el Diputado Héctor Olivares, distintas reuniones informativas en las que participaron la industria automotriz, instituciones relacionadas al sector y el Poder Ejecutivo Nacional –Ministerio de Transporte, Secretaría de Industria y Secretaría de Ambiente-.

El proyecto de ley fue enriquecido con los aportes y sugerencias de varias de los actores más relevantes en la materia, como la Asociación de Fabricantes de Automotores (ADEFA), la Federación Internacional de Automotor (FIA), Región IV, ONU Medio Ambiente y la Asociación Argentina de Vehículos Eléctricos y Alternativos (AAVEA), entre otros.